MI HERMANA Y YO HEMOS CREADO ESTE BLOG PARA QUE MI MADRE NOS ENSEÑE DESPACITO Y CON PELOS Y SEÑALES , COMO SE COCINA LO QUE HEMOS COMIDO EN CASA TODA LA VIDA

miércoles, 9 de junio de 2010

LIMPIAR LOS CARACOLES y LA SALSA DE ABUELA RAFAELA



Para este menester habreis visto muchas maneras.
Nosotros ( mi marido y yo )
hemos preguntado a nuestras madres
    hemos mirado en " internes" y  juntando todas la opciones..
nos hemos puesto a ello ( era nuestra primera vez)
con unos cuantos cambios sobre la marcha y toda una mañana
nos quedaron como la "patena"

Lo primero es tener los caracoles ayunando 15 dias como minimo
( estos los cogio mi marido en sus paseos
por el campo con la perra )
tienen que estar en un sitio aireado ( mejor en una malla y colgados)
los primeros dias solo les pusimos harina o pan....

el dia elegido se lavan bien bajo el grifo con las aguas que hagan falta..
 para quitar...la tierra , hiervas y "cacas"



Hecho esto los pasamos a una olla con agua fria
( no sin antes revisarlos y quitar los rotos o muertos)
bordeamos la olla con sal, para que no se salgan..
y los tenemos a fuego bajisimo para que saquen la molla
cuando vemos todas las mollas fuera (llevara un rato)
subimos el fuego a tope y tapamos la olla para que se mueran (pobreticos¡¡¡)
pasados unos pocos minutos (2 o 3 ) hirviendo..
los pasamos a un colador y desechamos ese agua..
ponemos de nuevo agua en la olla y cuando empieze a calentarse...
los ponemos de nuevo , los tenemos a fuego medio otros 2 o 3  minutos...
y los colamos otra vez  , lo hacemos las veces que haga falta
hasta que ya no veamos "babas"
(siempre los volvemos a poner con agua ya caliente)




Ya en el ultima agua los dejamos hevir unos 10 minutos...
y los tenemos listos para usarlos..
para añadir a la paella o a la salsa , o para congelarlos.



Esta vez hemos hecho la salsa de mi suegra ( la abuela Rafaela )

es esta;
Freir cebolla , tomate rallado , peregil y ajitos cortados...
un poco de pimienta molida
y cuando ya esta el sofrito se añade un choreoncito de coñac
( y si gustais (no es el caso de mi marido) un picantito )




 




 No hay cosa mas facil que dar consejo....
 ni mas dificil que saberlo tomar





14 comentarios:

Domi dijo...

Mi madre y mi abuela los limpian igualico. igualico, aunque luego los hacian friticos con cebolla y tomate, güenísimos. Un saludo.

MARISOL dijo...

Vecina, para la proxima vez te ayudo a limpiarnos y me invitas a una tapita, que me encantan.

la Mami dijo...

os cuento un secreto ?¡
no me gustan los caracoles ¡¡
y es la primera vez que los hago......bueno mi marido ha hechaó una mano y se los ha comido...
hasta otro ratito paisanas

Silvia dijo...

Te cuento algo... siendo muy chiquita, un día llego mi abuelo hasta el banquito donde estaba sentada y traía un plato de caracoles... creo que tendría unos 4 o 5 añitos no mas... pero aun recuerdo (eso se llama tener memoria...jeje) el rico olor que se desprendía de ese plato y sentado a mi lado me enseño a comerlos con unas espaditas muy bonitas...
Mira a donde me llevaron tus caracoles.jajaja
No se si hoy los comería... pero se ven mas que buenos!!
Y mi abuelo los curaba igual que vos. ;-)

Besitos amiga.

la Mami dijo...

yo tambien los comia cuando "era joven"...de esoos pequeñitos
pero ahora me dan pena...debe ser que les cojo cariño , tantos dias en mi balcon ¡¡¡jajajjajaja

Celia y Juan Carlos dijo...

¡Que lastimita! Como intentan escapar de la olla... parece que se huelen su horrible destino. jajajaja

Aparte de lastima, me da un poco de grima... Perdon si alguien se ofende por lo que voy a decir pero, para mi, no son menos bichos que las cucarachas. ¡Puajj!

la Mami dijo...

hay nena ¡¡¡ si te oye tu papi ¡¡
jijijiji

Silvia dijo...

De tal palo tal astilla...jajajaja
Que asquito me dio eso de las cucarachas... tan sinceros de son los chicos hoy en día...jajajaj
Los años nos ponen mas sensibles... es que eso de curarlos es muy largo para mi gusto.

Viena dijo...

Hola mami, he tardado en llegar a tu blog porque en mi escritorio tu nombre no aparece con enlace, pero al final, mira, aquí estoy.
Los caracoles mi abuelo los hacía de rechupete y siempre los comía de pequeña y luego, no tanto, pero una vez los quise hacer y como tenía toda la técnica y la enseñanza de mi abuelo, me puse a ello. No pude soportar la pena de los bichitos queriendo salir de la olla y el ayuno y todo el torturón que les hacemos, así que nunca más. Lo siento pero es que, me dan pena, no lo puedo evitar.
Bueno, de todas formas, me gustan tus recetas tradicionales y seguiré mirando por tu blog de vez en cuando, siempre con tu permiso.
Un beso y encantada de conocerte.

Viena dijo...

Por cierto, no puedo hacerme seguidora, no aparece el recuadro en tu blog. Espero que sea solo momentáneo. Lo volveré a intentar más tarde.
Otro beso.

la Mami dijo...

Como ves viena no eres la unica que le dan pena.....
pero mi marido no tiene piedad......pues el se encargara, ahora que ya sabe..
que los limpie los mate y se los
"gale"....jjejeje

ya sabes donde encontrarme para lo que mandes , paisana¡¡¡

patri dijo...

jo..chiqueta!!..que bons!
reconozco que los caracoles no me van mucho..pero la salsita si..
yo les pongo hierbabuena y picantito

hacia ya tiempo que no te visitaba aqui en tu blog....
aixo no pot ser..
besaetes

Leonorcita dijo...

Soy Leonorcita de Buenos Aires: Me encantó esta receta. Es tal cual la preparaban en casa. Una delicia.

de Padua dijo...

Si no queréis ver como intentan escaparse de la olla que está en el fuego,un remedio es, que un vez lavados, y bien lavados, los metáis en una bolsa de plástico llena de agua, la introducís en la nevera y en una hora ya están todos los caracoles con las mollas fuera.